//
Estás leyendo...
Leyes y normas, Monedas virtuales

Confirmado: empresas de Bitcoin extranjeras deberán obtener una licencia en Texas

[Tiempo de lectura: 4 minutos]

A partir del 1º de mayo, el estado de Texas pasó a ser el segundo estado de la Unión Americana (EEUU) en exigir explícitamente a transmisores de dinero localizados en el extranjero (incluidos los administradores o cambiadores de Bitcoin) que deben obtener una licencia de transmisor de dinero si sus clientes son residentes de Texas.  El estado de Nueva York ya había tomado esta postura en marzo de 2011.

Con claridad meridiana la nueva norma del Departamento de Bancos de Texas (publicada en inglés aquí) establece que:

“ […] es posición del Departamento que todo transmisor de dinero que permite a consumidores de Texas iniciar transacciones a través de su sitio web está sujeto a los requisitos de licenciamiento de la Ley de Servicios Monetarios, cualesquiera fuese la ubicación física de la empresa transmisora”.

Igualmente claro había sido el Departamento de Bancos de Nueva York en 2011 al dictaminar que:

“ […] no existen dudas de que las empresas localizadas fuera del estado están sujetas a la jurisdicción del estado en el que ofrecen sus servicios. […] De la misma manera, es claro que las empresas localizadas fuera del estado y que ofrecen sus servicios a residentes y a otras personas localizadas en el estado también están debidamente sujetas a las leyes y requisitos de licenciamiento del estado”.

En lo que algunos verán como un intento de crear empleo en los Estados Unidos, la nueva norma de Texas va aún más allá y hace explícito que, tanto si el transmisor de dinero se encuentra en Kazakstán, Japón, Chile o España, para obtener y mantener una licencia del Departamento de Bancos de Texas, deberá además:

    1. Conservar sus archivos y registros en inglés
    2. Demostrar su estatus corporativo y de licenciamiento en sus jurisdicciones
    3. Registrarse en FinCEN
    4. Proveer estados financieros conforme a los principios contables generalmente aceptados (en inglés, GAAP)
    5. Hacer auditar sus estados financieros por un contador público licenciado y residente en Estados Unidos
    6. Contratar a una empresa para que realice averiguaciones de antecedentes sobre los empleados, alta gerencia, directores, socios generales, apoderados y administradores
    7. Proveer alguna forma de seguro, como lo es el seguro de caución, u otro tipo de protección con el fin de proteger el dinero que pertenece al consumidor
    8. Proporcionar un domicilio en Texas donde la empresa pueda ser sometida a auditoría por parte de las autoridades del estado

Como expliqué en mi artículo del 21 de abril en el que argumento que la normativa regulatoria de EEUU es una alta barrera de entrada para emprendedores que desarrollen servicios con Bitcoin u otras cripto-monedas, tanto los transmisores de dinero de EEUU como los extranjeros tiene la obligación de obtener licencias de transmisores de dinero en las jurisdicciones que así lo exijan, entre muchas otras obligaciones federales y estaduales de los EEUU.

Debido a que en Estados Unidos no existe una licencia federal de transmisión de dinero, el licenciamiento (autorización oficial) de este tipo de negocio está en manos de los estados.  Algunos de los estados que exigen licencias utilizan la prueba de la “presencia física” y otros la prueba de la “residencia del cliente”.  En el primer caso, un transmisor de dinero debe solicitar una licencia si la empresa y su red de localidades se encuentran físicamente en el territorio del estado.  En la segunda prueba, que es la aplicada por Nueva York y Texas, la empresa debe obtener una licencia en el estado cuando sus clientes son residentes del estado, sin importar la presencia física de la empresa (nacional o internacional).  Los únicos estados de EEUU que hoy no exigen licencias para operar negocios de transmisión de dinero son Carolina del Sur, Montana y Nuevo México.

Si bien todo esto ha sido cierto desde un primer momento para todos los operadores de Bitcoin (y todos los transmisores de dinero), hasta qué punto estas normas iban a ser aplicables a Bitcoin y otras monedas virtuales no se supo hasta el 18 de marzo pasado, cuando FinCEN, la unidad de información financiera dependiente del Ministerio de Economía de EEUU, organismo encargado de proteger al sistema financiero del lavado de dinero y la financiación del terrorismo, oficialmente convirtió a las empresas que se dediquen a administrar o cambiar Bitcoin por monedas de curso legal en sujetos obligados a cumplir la normativa vigente, por considerar que ambos tipos de empresa eran transmisores de dinero.

Como siempre, son bienvenidos todo comentario, pregunta, crítica o descarga de frustración, pero por favor, no me peguen duro, solo soy un mensajero que trata de ayudar.

Acerca de Juan Llanos

Innovative compliance, operations and technology executive leveraging emerging technologies, management and leadership best practices (and, above all, common sense!) to empower businesses and compliance professionals for success.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: